En Matebil nos dedicamos a la parte del desarrollo software que generalmente pasa inadvertida y que sin embargo resulta esencial para obtener un producto satisfactorio: la gestión de expectativas.

Cuando nace una idea, es casi imposible saber a priori qué forma acabará teniendo el resultado de llevarla a cabo, bien por la visión subjetiva e idealizada de su creador, porque no se tiene el suficiente conocimiento técnico o porque uno no sabe hasta dónde se puede llegar con los recursos disponible.

La experiencia nos dice que es complicado para alguien que quiere invertir su dinero en una idea tecnológica saber qué puede hacer con su dinero, y no es menos complicado para un equipo de desarrollo el conocer hasta dónde quiere llegar su cliente. Nuestra propuesta de valor, como consultores técnicos, es dedicar tiempo a comprender en qué consiste el proyecto, acotar su alcance técnico, asegurar su viabilidad económica y controlar que el producto final cumple unos requisitos claros de calidad.

De esta manera nos integramos en ambas partes, en el cliente y el proveedor, ofreciendo al primero el seguimiento del proyecto y sus estándares de calidad, y reduciendo al segundo los gastos de dirección de proyecto. Trabajamos con dos tipos de facturación:

  • Directa: dependiendo del tipo de proyecto, y como se suele hacer siempre, facturamos nuestros servicios a cada uno de nuestros clientes, ya sea para la redacción o ejecución de planes de pruebas o para la composición de un documento de especificación
  • Cruzada: en otros casos, como el de nuestro Plan Start-up, si el trabajo es en beneficio de ambas partes, cliente y proveedor, el importe de las horas se dividirá entre ambos en base a la carga requerida, resultando un precio por hora de trabajo inferior al habitual para cada uno pero con el mismo resultado final.

El objetivo de nuestro trabajo es redactar una especificación que recoja todas las necesidades del cliente y proteja al equipo de desarrollo con el menor número de cambios posibles. De la misma manera, redactamos un plan de pruebas global o por sprints, que ayuda a controlar las expectativas de ambas partes y asegurar la calidad de las entregas.

- Contacto

Si tienes una idea y no tienes experiencia en el mundo digital, somos los partners que necesitas.

- Escríbenos